Se ha producido un error en este gadget.

jueves, 19 de mayo de 2011

Tracks del diable 4ª etapa

Santa Eulalia de Puig-Oriol - Torelló 58Km

Por fin amanece el cuarto día, parece que brilla el sol y que hará un buen día, a las 7:30 bajo a limpiar la bici y engraso la transmisión a ver si tengo suerte y el plato pequeño no se engancha, a las 8 voy al comedor donde me han preparado el desayuno con torradas y embutido, buenísimo. 

A las 8:30 salgo y como hace un poco de frío me pongo de largo, empiezo a pedalear por carretera hasta que me desvío por un camino, está muy embarrado y en las subidas patina la bici así que andando voy haciendo camino, a los dos kilómetros escucho el agua del río y me pongo a temblar, lo que el primer día hacia gracia ahora es una pesadilla. Después de dejar las botas con periódicos dentro toda la noche parece que están algo secas y solo de pensar que me voy a empapar los pies otra vez me pongo de mala leche, no hay otro camino así que me mojo y atravieso el río, durante los 4 días he llevado los pies empapados. El sol se ha escondido y las nubes oscurecen el paisaje, en las bajadas continua el camino muy embarrado, llego a una subida fuerte de asfalto rezo lo que se y pongo plato pequeño parece que funciona bien y me anima un poco, continuo por la pista hasta Perafita que es el último control donde tengo que timbrar el libro de ruta. 

Son casi las diez de la mañana para hacer 10 km pero no quiero rendirme aunque estoy fatal de moral, hago números y con esa media hacer los 60 km será llegar por la tarde a Torelló, pero doy un último cabezazo y me pongo en marcha para no pensar, continuo por una pista de sube baja igualmente con mucho barro, incluso en los tramos rectos me cuesta pedalear ya que las ruedas van embozadas de barro y voy resbalando de lado a lado de la pista, en las subidas tengo que buscar las piedras para coger tracción, eso va minando mi moral, incluso pienso en volver al pueblo de Perafita pero no me veo con fuerzas de volver atrás así que continuo hacia adelante y en el kilómetro 15 cruzo con una carretera y ahí digo adiós a tracks del diable, no me veo capaz de continuar los 60 Km por pistas llenas de barro, muy a mi pesar saco el móvil y llamo a Jordi que me explica como llegar por carretera a Torelló y es lo que hago, termino los 25 Km que me separan de Torelló por la carretera, igualmente me dan la tracks como completada y creo sinceramente que después de lo que he pasado me lo merezco.

Resumiendo la ruta ha sido una gran aventura donde lo principal ha sido ir superando las adversidades ya que es un recorrido que pone al límite la mecánica, la cabeza y las piernas del participante, me ha quedado un sabor un poco amargo por la pérdida de Julio el primer día, por no haber podido parar en los distintos sitios principales excepto el Salt de Sallent y por no haber podido saborear esta ruta en unas mejores condiciones meteorológicas que seguro hubiese sido bien distinto. Eso sí cuando vuelva Julio a completar su tracks creo que volveré para rematar estos puntos que me han quedado sueltos.

Por fin Tracks del diable completada



1 comentario:

  1. Toti, me ha encantado leerlo todo. Creo que superastes muchísimas adversidades y fuistes continuando, incluso solo.
    A mi me encantaría hacer esta ruta. La tendre pendiente lara después de operarme. Pero solo no creo q sea capaz. Soy animal de compañía.
    Gracias por compartir esas vivencias...

    ResponderEliminar